Ensayo sobre la libertad. El monopolio de la libertad

Por Felícito García Álvarez - 19 de Septiembre, 2007, 8:20, Categoría: Opinión



Ensayo sobre la libertad. El monopolio de la libertad, por Felícito García Álvarez.

 

En nombre de la "libertad" se ha encarcelado y eliminado seres humanos. Son los "monopolios de la libertad", hoy en algunos medios de comunicación, en el "progresismo", en la nueva cultura life de concebir la vida.

APUNTES SOBRE LIBERTAD

La libertad es definida por el Diccionario de la Real Academia Española de la Lengua como : "Facultad natural que tiene el hombre de obrar obrar de una manera o de otra, y de no obrar, por lo que es responsable de sus actos". Otras definiciones del mismo diccionario son : "Estado o condición del que no es esclavo" "Estado del que no está preso" y "Facultad que se disfruta en las naciones bien gobernadas, de hacer y decir cuanto no oponga a las leyes ni a las buenas costumbres".

Son muchos y grandes los libros escritos sobre LIBERTAD. De manera mucho mas humilde aquí tratamos de escribir solamente algunos apuntes muy parciales sobre el tema.


Monopolio de la libertad

Aunque la libertad sea patrimonio de todo el genero humano, en todos los tiempos hubo grupos sociales que intentaron monopolizarla. Pasamos a considerar uno de ellos.

Los administradores de los medios de comunicación, pontifican constantemente sobre la sagrada libertad de expresión, camino y meta en cualquier segundo de la vida humana. Sin embargo, esa libertad de "sus medios informativos" se emplea constantemente en defender sus propias opiniones, o mejor sus intereses, y los intereses de quienes les pagan, y en atacar a quien les cuadre, sin permitir jamás otras ideas, ni dar opción a que se pueda expresar nadie que discrepe.

Se puede comprobar con las celebres "cartas al director": nunca publicarán alguna que no coincida con la línea editorial, si no es por motivos muy específicos y, por supuesto, que interesen a la Dirección o a la Redacción del periódico. Si es en radio: tampoco podrás "entrar en antena" si no es para apoyar lo que se está diciendo, salvo, nuevamente, casos muy concretos que puedan ser útiles en el programa de esa emisora. Muchas veces se producen entrevistas pactadas en que al entrevistado se le manda una relación de preguntas y a su lado las correspondientes respuestas que desea obtener la radio de que se trate. Si no se aceptan esas condiciones no hay entrevista.

Naturalmente, los periodistas defienden con uñas y dientes, y con muy machacona constancia, su "sagrado" derecho de la Libertad de Expresión (que ellos convierten en monopolio de comunicación). Los derechos de los demás ciudadanos son exclusivamente los del "pataleo". Hay que entenderlo : ese es su medio de vida y de su eficaz explotación dependen mayores ingresos económicos y hasta posibles ascensos. La relación de oyentes y lectores con sus medios de comunicación se trasforman en un vulgar o refinado teatro, según los casos, en el que los periodistas se convierten en actores y los oyentes en "necesarios espectadores". Gran parte del "negocio" va a depender de la capacidad de convencimiento sobre el gran público.

Algunas veces el negocio queda pactado con clientes privados o públicos. Con las empresas privadas se trata de colaborar en las "ventas". Entran en juego no solo los simples anuncios sino también las noticias y comentarios amañados. Los clientes públicos pagan de muchas maneras: desde anuncios de todo tipo hasta la compra de miles de ejemplares de un periódico. A veces se "contratan" trabajos sobre asuntos que parezca pueden interesar a determinada empresa pública y a una porción de contribuyentes. Pueden ser solamente simulacros de pagos por trabajos de promoción de políticos o de la magnífica gestión realizada desde su puesto de gobierno. Pero ello contempla una natural repercusión sobre las elecciones siguientes. Todo este monopolio de "libertad" (o de poder) es lo que tanto reivindican los periodistas de cualquier tipo con el eufemismo apropiado de "libertad de expresión".

Ha ocurrido en todos los tiempos. Para no salir de nuestra España leamos lo que escribe Comellas de Don Antonio Maura : "Suprimió las subvenciones secretas que los gobernantes concedían a los periódicos (para mantener su adhesión), con lo cual se ganó, naturalmente, la enemistad de la mayor parte de la prensa". Esta enemistad se concretó en una tremenda campaña de muchos medios de comunicación contra este político que llegó hasta el "Maura No" que consiguió su destitución por parte de Alfonso XIII. También R. De la Cierva constata la supresión de esos fondos y sus consecuencias.

En los últimos días ha sido noticia la agresión de Jesús de Polanco contra el Partido Popular, acusando a esta formación democrática de "guerra civilista", fascista y amenazando con intentar por todos sus medios (que son muchos si de intoxicar se trata) evitar que vuelva a ganar unas elecciones democráticas. A una decisión totalmente adecuada y legítima por parte de Mariano Rajoy, de evitar declaraciones en sus medios de información, ha respondido una autentica jauría de comités de periodistas de diversos grupos editoriales clamando a favor de sus hipotéticos derechos de "libertad de expresión" (reservados solo para ellos). Tan "tremenda agresión" por parte del Presidente del Partido Popular, que solamente utiliza un medio de legítima defensa, justa y civilizada" dicen que daña y pone en peligro hasta los puestos de trabajo de los empleados del mayor emporio de comunicación de España. ¡Colocan la libertad de insulto por encima del derecho a la legítima defensa!. ¡Tratan de asegurar su monopolio!. ¡Es la libertad de la prensa para insultar y calumniar sin "responsabilidad" alguna!.


Secuestro de "la" libertad.

Hay otra manera de monopolizarla. Es lo hacen algunos grupos políticos "progresistas": la secuestran, se la apropian y tratan de excluir de su natural disfrute al resto de los mortales. Especialmente ávidos de esta propiedad exclusiva, para cuyo objetivo hacen uso del manejo de la manipulación mas sectaria, hasta dar por hecho que les corresponde solamente a ellos esa propiedad intransferible han sido de siempre los denominados por si mismos "progresistas".

A modo de ejemplo : en una clase a la que asistían 23 alumnos de los cursos del doctorado 2002- 2003 de Historia Contemporánea en la Facultad de Filosofía y Letras de Zaragoza. Uno de los estudiantes se extrañó de los asesinatos de sacerdotes y religiosos durante la Guerra Civil española. El catedrático que impartía la clase aclaró : "Es natural Fulano; piensa que la Iglesia Católica es la mayor enemiga de la LIBERTAD". Naturalmente, se refería a la libertad comunista, la que ha costado mas de doscientos millones de asesinatos de ciudadanos que no se le sometieron con suficiente entusiasmo. Lenin-Stalin. Mao-Lin Piao, Fidel Castro-Che Guevara, son ejemplos vibrantes de aquella "libertad de asesinar".
Yo me pregunto ¿Hay mas de una libertad? ¿A que LIBERTAD se refiere ese señor? ¿A la que tienen monopolizada los comunistas entre los que se encuentra él?. No es preciso leer libros o periódicos contemporáneos sobre el dominio comunista en el Este de Europa, que suelen ilustrar bastante. Nos ayuda a comprender en que consistió "su libertad" el hablar con los habitantes que "gozaron" de ese Paraíso. ¡El síndrome de castración psicológica que padecen todavía hoy la mayoría de los ciudadanos de la Ex República "Democrática" alemana sigue denotando en el año 2007 hasta que extremos debió de llegar la "cárcel del pensamiento" a que estuvieron sometidos en su etapa comunista !.
(Continuará...)


Zaragoza 30 de marzo de 2007

Felícito García-Álvarez,

El Blog

Calendario

<<   Septiembre 2007  >>
LMMiJVSD
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30

Categorías

Archivos

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog